Un descubrimiento tranquilizador


niebla

Esta mañana he realizado mi meditación sobre un breve texto de ese importante filósofo trascendentalista norteamericano que fue Henry David Thoreau, pensador que influenció poderosamente a gigantes como Tolstoi, Gandhi o Luther King.

Pese a que destacó por sus interesantes escritos sobre la desobediencia civil, el de hoy es un esperanzador escrito sobre la futilidad del mal, de los problemas, de los miedos, de las dificultades y de lo superficial.  Dice así:

“Cuando vivimos sin prisas y con sabiduría, nos damos cuenta de que sólo las cosas grandes y valiosas tienen una existencia permanente y absoluta.  Los miedos y placeres insignificantes son sólo una sombra de la realidad.  Este descubrimiento es siempre regocijante y sublime”

H.D.Thoreau

Pues sí, qué alivio saber que sólo lo Eterno permanece, mientras que el resto (y en ese resto incluyo todas nuestras habituales preocupaciones) es cuestión de tiempo que desaparezca, como la niebla que se disipa.  Paz, paz inspiran sus palabras…  Paz para hoy y confianza en el mañana.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s