Meditaciones del día

Por Joaquín Muñoz Traver. Reflexiones para comenzar, vivir y terminar el día de otro modo. Filosofía, Humanismo y Religión hechos vida.

Para crecer, hay que mudar la piel


mudar la piel

Sé que es un tema recurrente en mis escritos, pero no puedo evitar volver una y otra vez sobre esas nociones clave que me han permitido ir evolucionando en mi pensamiento, y en mi vida.

En mi adolescencia asocié la idea de Fe con la de la aceptación del dogma, con la asunción de lo que Otro nos dice por respeto y confianza hacia su Autoridad.  El contenido de la Fe, por tanto, era un compartimento estanco, algo cerrado que debía aceptarse -aun sin comprenderse- para estar en la ortodoxia, un contenido teórico que daba lugar a una determinada moral u ortopraxis.

Sin embargo, pronto comenzó a asomar en mi interior la intuición de que el Absoluto no podía ser conceptuable, de que cualquier definición que tratáramos de dar de lo Divino suponía una estrecha prisión en la que lo encarcelábamos para ponerlo a nuestro alcance o servicio.  Y eso me llevó a poner en duda mis anteriores creencias, y mi educación me llevó a considerarme un hereje, un traidor a la ortodoxia que no era capaz de asumir “con humildad” lo que estaba más allá de su capacidad e intelecto.  Mi relación con la religión -y con la Iglesia- se complicó, pese a que cada vez sentía más profundamente la necesidad de abrirme a una llamada que venía de lo más profundo de mí mismo y de la Realidad.

Fueron años de crisis religiosa (que no espiritual), que sólo superé con el descubrimiento de la teología negativa, la hermenéutica simbólica, la mística y la espiritualidad ignaciana.  Estas cuatro experiencias de Fe eran plenamente conscientes de que someter a crítica lo que uno cree no es una tarea agradable, pero que supone un camino válido para crecer en la propia vivencia y comprensión de la Fe, haciéndola más sólida y consistente.  Para crecer, uno debe mudar de piel, para desarrollarse uno debe superar sus límites previos, para avanzar uno debe abandonar su posición previa, para ir a donde uno no conoce debe tomar caminos que uno no conoce…

¿Qué eso implica riesgos?  Es cierto, pero nadie dijo que el camino de desarrollo de uno mismo o que la búsqueda del Otro fuera un camino de seguridades, no hay aventura que valga la pena si no tiene cierta dosis de riesgo.

Si Dios es ese Absoluto que es más nosotros que nosotros mismos y, al mismo tiempo, está más allá de esa infinita distancia que jamás podremos recorrer…  ¿No deberíamos ir asumiendo que cualquier idea que nos hagamos de Él no es más que un boceto o un balbuceo, algo así como el dibujo hecho por un niño, que sólo refleja la realidad en la medida de sus posibilidades de comprensión y expresión?

No hagamos de nuestra experiencia y explicación de Dios un ídolo, cuando no es más que un icono, una imagen que apunta mucho más allá de lo que representa.  No nos dé miedo someter a crítica nuestra caricatura de Dios, sólo así podremos descubrir aspectos de la Divinidad que -ahora mismo- pasamos por alto.  Por esta vía no sólo cambiará nuestra idea de Dios, sino nuestro modo de relacionarnos con Él-Ella…  Porque, como ya decían los clásicos: tal y como se cree, así se reza…  Tal y como se reza, así se cree.

Te animo a no tener miedo de buscar a Dios, de seguirle por todos aquellos caminos que nos invite a transitar…  Aunque nos alejen del que hoy es nuestro cálido y confortable hogar.  La trascendencia de Dios implica que siempre estará un paso más allá, que siempre nos quedará mucho por descubrir, que siempre estaremos en camino tras sus huellas, descubriendo nuevos mundos, disfrutando de nuevos descubrimientos y experiencias.  Abrámonos a su invitación -venid y ved- y no temamos al cambio, a movernos, a avanzar, a morir a lo viejo para dar a luz lo nuevo.

Así es como entiendo ahora la Fe, y ésta me ha reconciliado con las religiones, con la Iglesia, con los demás y conmigo mismo.  Buen síntoma, no será tan mal sendero.

Ahora, busca el tuyo.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

Información

Esta entrada fue publicada en 2 de junio de 2014 por en meditaciones y etiquetada con , , , , , .
A %d blogueros les gusta esto: