Sobre la obediencia que libera


obediencia

Cuando uno oye hablar de obediencia tiende, con razón, a ponerse en guardia.  Porque relacionamos el término con el servilismo, con la esclavitud, con la falta de libertad.  Pero hoy quiero que te plantees que hay otra forma de obedecer, una que es fiel a su etimología.  Del latín ob audire, el término hace referencia a saber escuchar.

¿En qué sentido?  El que obedece como uno realmente debe hacerlo, no somete acríticamente su voluntad al otro, sino que se abre sin prejuicios a su palabra y permite que ésta vibre en su interior.  Y es cuando resuena con lo que escucha, cuando siente la verdad en su alma, cuando moviliza a toda su persona en esa dirección.  Obedecer, así, se convierte en la consecuencia de haber ganado en verdad y libertad porque se ha escuchado con atención algo capaz de transformar y movilizar nuestra existencia…  Esa es la obediencia que nos enriquece y nos hace crecer…  La obediencia propiamente humana…  Nada que ver con la obediencia que algunos tratan de imponer amparándose en la represión y el miedo.

Incluso en el ámbito religioso, no concibo más obediencia que la que nace del descubrimiento y experiencia personal del espíritu de la ley, de la verdad y bondad que oculta en su interior.  No es humano cumplir los mandamientos por miedo al castigo, o por huir del infierno.  El mandato de renunciar a nuestra inteligencia y voluntad (características que nos hacen propiamente humanos) no puede venir jamás de Dios, sino de su adversario.  Las prescripciones morales deben ser seguidas porque resonemos con ellas, porque nos liberen, porque seamos capaces de ver su aportación a nuestro desarrollo, a nuestra mejora…  Escuchar lo importante, abrirse a la Palabra que brota del Silencio…  Silenciar los ruidos que nos distraen, nos atan y nos impiden disfrutar de una vida lograda y con sentido.

Obedece, escucha, vibra, cambia, muévete…  Hacia tu mejor rostro…  En un acto de perfecta libertad.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s