El mapa del tesoro


mapa del tesoro

Hay un tesoro que nos espera.  Él es la causa de que estemos aquí, y nuestro destino.  El Alfa y el Omega que nos llama y empuja al centro del laberinto.

En estos tiempos en que el Islam es tan mal visto, demonizándolo hasta hacer de él un equivalente del origen de toda violencia y destrucción, creo que es un buen momento para tratar de calmar los ánimos citando un célebre hadiz que, al menos a mí, me ofreció una increíble luz respecto a para qué hemos sido creados.

Según ese hadiz, Dios es un tesoro oculto que -consciente de su valor- quiso ser descubierto para que pudiéramos gozar y disfrutar de él.  Como no existíamos, decidió crearnos.  Por ese motivo podemos afirmar nacemos del Amor, porque estamos aquí porque hay Alguien que nos ama y quiere que gocemos del encuentro con Él, del encuentro con la Vida, del encuentro con nuestra más íntima Identidad.

Pero el amor no puede imponerse, es una tendencia a la unión que debe ser libre por definición.  Por ese motivo Dios no se manifiesta de modo resplandeciente sino que se vela y se desvela en nuestro interior y exterior.

 Desde dentro sentimos la llamada, el anhelo de buscar un tesoro que intuimos que existe escondido.  Desde fuera, encontramos en el mundo mil señales, imágenes y símbolos que, como un laberíntico mapa del tesoro, nos van conduciendo a un encuentro que configura nuestro destino.

Es una auténtica aventura de la que merece la pena disfrutar.  No vayamos a hacer de nuestra existencia una triste sombra de lo que podría ser.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s