El economicismo: nuevo Dios, nueva teología, nueva Inquisición


quimmunoztraver-economicismo-religion-dios-teologia-inquisicion

 

No es fácil ser raro, nunca lo ha sido.  Ser raro con alegría exige un cierto grado de valentía y arrojo del que no todo el mundo dispone.

Los más grandes de entre los grandes, los que cambiaron la historia, fueron -en su mayoría- raros…  Eran distintos y, por eso mismo, dieron lugar a novedades inauditas.

Hoy en día, si no eres de los que se deslumbra ante ese nuevo Dios que es el dinero, eres raro.  Si para ti la economía no es una teología llena de dogmas incuestionables sino el arte de poner los medios a disposición de los fines, eres raro.  Y los raros deben ir con cuidado porque siguen existiendo Inquisiciones y turbas descontroladas capaces de arrojarte al peor de los ostracismos si te atreves a decir algo que pone en cuestión a su Dios, a su teología o a su forma de vida.

Sí, si eres de los raros, es mejor que vayas con cuidado…  Pero no te “normalices”, o el fuego y la felicidad que sientes en tu interior se apagarán como la llama de una vela y te dejarán sumido en la oscuridad…  La misma oscuridad que reina en el alma de los nuevos profetas del economicismo, de los nuevos sacerdotes de Mammón que rigen este mundo y lo llenan de sus propias tinieblas interiores.

Sé luz…  Una rara luz en medio de la oscuridad.  Ilumina y da calor, que faltos estamos de raros.  Y son tan necesarios…

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

This site uses Akismet to reduce spam. Learn how your comment data is processed.