Canonización de Óscar Romero: el evangelio que inquieta


Hoy se celebrará en Roma la canonización -entre otros- de Monseñor Romero, arzobispo de San Salvador cuya vida fue segada de un balazo mientras celebraba la que sería su última eucaristía el 24 de marzo de 1980.

No quiero hoy repetir lo que ya dije sobre él con  motivo de su beatificación ni sobre la acusación que algunos vertieron sobre él de  simpatizar con el comunismo.  No, esos post ahí están para quien quiera recuperarlos.

Prefiero recuperar hoy un rasgo de Monseñor Romero -a partir de hoy San Óscar Romero- que, tal y como lo veo, considero que ha influido poderosamente en el Papa Francisco: la idea de que el evangelio es preciso que inquiete, que nos mueva, que nos lleve a hacer lío, a ser la levadura que permita que se desarrolle un mundo mejor, más fraternal y humano.

Recupero el texto de una homilía que el nuevo santo pronunció el 16 de abril de 1978, y que todavía remueve mi conciencia cada vez que la leo:

Una sociedad que no provoca crisis,
un evangelio que no inquieta,
una palabra de Dios que no levanta roncha
-como decimos vulgarmente-
una palabra de Dios que no toca el pecado concreto
de la sociedad en que está anunciándose,
¿qué evangelio es ése?

Consideraciones piadosas muy bonitas
que no molestan a nadie,
y así quisieran muchos que fuera la predicación.
Y aquellos predicadores que por no molestarse,
por no tener conflictos y dificultades,
evitan toda cosa espinosa.

No iluminan la realidad en que se vive.
No tienen el valor de Pedro de decirle a aquella turba
donde están todavía las manos manchadas de sangre
que mataron a Cristo:

‘¡Ustedes lo mataron!’

Aunque le iba a costar también la vida por esta denuncia,
la proclama.

Es el evangelio valiente;
es la buena nueva
del que vino a quitar los pecados del mundo.

No son sólo palabras, son la profecía de lo que estaba por venir.  Monseñor Romero sabía lo que se jugaba -la vida- y la puso al servicio de los más necesitados en nombre de Dios.  Ojalá que este nuevo santo nos obtenga la gracia del amor, la valentía y la coherencia.  Ojalá lleguemos a ser, como él, las manos de Dios en la tierra trabajando por aquellos que sufren y se sientes desamparados.

Anuncios

Un comentario en “Canonización de Óscar Romero: el evangelio que inquieta

  1. El asesinato del arzobispo Oscar Romero creo que en el fondo tiene su parte de dedo acusador hacia la curia vaticana. En la última visita del arzobispo a Roma durante el primer año del largo pontificado de Juan Pablo II no puede decirse que encontrara precisamente una cálida acogida. Esto que enlazo es de cuandolo lo beatificaron, y encima proviene de un portal informativo claramente conservador en lo católico y por lo tanto supongo que muy poco sospechoso de querer denigrar a Juan Pablo II.

    https://gloria.tv/article/QrgTnXhrieF76B4b99P8YtAhL

    Me gusta

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

This site uses Akismet to reduce spam. Learn how your comment data is processed.